jueves, septiembre 13, 2007

Kalimocho, porros, cocaína y heroína

Un individuo de 41 años, de iniciales GD.B.P., fue detenido sobre las tres de esta madrugada en la calle San Francisco de Bilbao por un delito contra la seguridad del tráfico, después de que casi atropellara a un agente que le dio el alto por conducir de forma brusca.

El conductor reconoció haber consumido calimocho, porros, cocaína y heroína.

Según informó la Policía Municipal de Bilbao, sobre las tres de la pasada madrugada, una patrulla observó que un vehículo procedente de la calle Bailén, que no portaba matrícula delantera, frenaba bruscamente ante una señal de stop.

Los guardias ordenaron detenerse al conductor, quien condujo a tirones y obligó a apartase a uno de los policías para no ser atropellado, al tardar en frenar el coche. Cuando los agentes preguntaron al conductor si había consumido alcohol, éste manifestó que calimocho, porros, cocaína y heroína.

En la prueba de alcoholemia el arrestado arrojó un resultado negativo de 0,0. Invitado a realizar las pruebas de detección de sustancias estupefacientes, aceptó someterse a las mismas. Al detenido se le ocupó una jeringuilla con restos de sangre. En el vehículo, en el que viajaban también un hombre y una mujer, se encontraron cinco jeringuillas más y un brick de vino que el conductor llevaba a sus pies.

Fuente:
elcorreodigital.com

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...