jueves, julio 03, 2008

Abordado en alta mar un velero con 1,5 toneladas de coca destinadas a Euskadi

Agentes de los GEO han interceptado en alta mar un velero con 1.500 kilos de cocaína destinados al mercado negro del País Vasco con los que se podrían haber elaborado casi trece millones de dosis valoradas en unos 194 millones de euros. La 'operación Mistral', dirigida por el Cuerpo Nacional de Policía, ha concluido con la detención de siete personas, cinco de ellas en Bilbao, como presuntos integrantes de esta importante red de narcotráfico que realizaba importaciones de droga desde Sudamérica y que ha quedado desarticulada. Los agentes han intervenido otras dos embarcaciones -una de ellas, un barco de recreo amarrado en el Puerto de Getxo - y han registrado cinco domicilios, un taller y una lonja en la capital vizcaína, centro de operaciones de esta banda.


La investigación, coordinada por el Centro de Inteligencia contra el Crimen Organizado (CICO), fue desarrollada conjuntamente por la Brigada Central de Estupefacientes de la UDYCO y la Policía Judicial de Bilbao, con la colaboración del SOCA británico. El dispositivo policial contó con el apoyo de agentes del Grupo Especial de Operaciones (GEO), que efectuaron el abordaje del velero en alta mar asistidos por el buque 'Petrel' de la Agencia Tributaria.

Las pesquisas se iniciaron el pasado mes de marzo después de que los investigadores tuviesen conocimiento de la existencia de un grupo de 'narcos', asentado en España, que disponía de un velero, bautizado 'Ultimátum', con el que sus miembros pretendían efectuar importaciones de cocaína desde Sudamérica. Los agentes constataron que un mes atrás, en febrero, la embarcación partió del puerto de La Romana, en la República Dominicana, con la intención de recoger en alta mar una «importante cantidad» de cocaína. Por motivos indeterminados, la operación no llegó a buen puerto.

La Audiencia Nacional decidió entonces abrir una vía judicial sobre la investigación de la Policía, lo que permitió determinar la estructura del grupo -vinculado también a actividades de blanqueo de dinero- e identificar a todos sus integrantes. Los agentes se centraron en el seguimiento a dos de los ahora detenidos, al conocer que preparaban un nuevo desplazamiento a la República Dominicana para acondicionar el velero. Entretanto, estos individuos pretendían viajar a Buenos Aires (Argentina) para entrevistarse con sus proveedores de droga.

Antes de emprender el viaje, los responsables de la banda celebraron varias reuniones en Bilbao, en la que se llevó a cabo la entrega de dinero destinado a sufragar los gastos generados por el velero, tales como amarre, reparaciones o el seguro de navegación. A principios de junio, la embarcación zarpó del puerto de La Romana y tras recoger los 1.500 kilos de cocaína de un buque nodriza, puso rumbo a las costas españolas. Al parecer, su destino era un punto situado a unas 44 millas de la bahía de Santander, donde estaba prevista la entrega a un grupo de 'alijadores' encabezado por dos de los ahora detenidos.

Sin embargo, los GEO frustraron estos planes al interceptar el velero en alta mar. A bordo del 'Ultimátum', los agentes hallaron 57 fardos de droga y arrestaron a sus dos tripulantes, Federico José P.C., de origen venezolano, y Giovani Roberto L.S., de nacionalidad italiana. En estos momentos, la Policía conduce el barco hasta las costas gallegas.

El dispositivo policial concluyó en Bilbao, donde se detuvo a cinco personas -Francisco I.M., José Alberto E.A., Francisco Javier U.H., María Begoña R.D. y Luis Fernando U.H.- y se procedió al registro de sus viviendas, un taller y una lonja. Uno de los arrestados es titular de la sociedad limitada Urkiandia, con sede en la capital vizcaína. Los agentes se incautaron de dos embarcaciones más (una de ellas el 'Patxiko Bi', en el Puerto Deportivo de Getxo), varios ordenadores, teléfonos móviles, numerosa documentación y un total de 45.000 euros en efectivo.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...