miércoles, noviembre 18, 2009

Tintín y los tiburones legales

Nueva caza de las gentes que gestionan los derechos del chico del tupé.

Cuando de dinero se trata -y, con una película dirigida por Steven Spielberg en proyecto para 2011, la cantidad podría alcanzar cifras astronómicas-, hasta Tintín puede perder su cara más afable y justiciera.


Nick Rodwell, en la imagen, el actual titular de los derechos de Hergé -y, por tanto, de sus criaturas- ha revolucionado las asociaciones de seguidores del historietista belga con su forma de explotar la imagen del intrépido periodista.

Desde hace un año, Rodwell viene litigando con el escritor Bob García y la asociación 1901 Promocom que, como homanaje a los tintinófilos y para acercar su protagonista a los más jóvenes, decidieron publicar en 2005 y 2006 una serie de cinco estudios sobre el personaje ('Julio Verne y Hergé, de un mito al otro', 'Tintín en Baker Street', 'Tintín en el país de la novela policíaca', 'Hergé, la biblioteca imaginaria', 'Hergé y el 7º arte').

A pesar de que la tirada media de cada número no llegó a los 500 ejemplares -que además financió con su propio dinero- y de no obtener lucro alguno por su distribución, García -y Promocom- se ha tenido que ver las caras con Rodwell en los juzgados.

Tras un primer proceso -en el que el tribunal de Nanterre eximió a los acusados de cualquier delito- y un posterior recurso, el escritor tendrá que hacer frente a una cuantiosa indemnización de 40.000 euros -más gastos- por daños al derecho moral del autor y al derecho patrimonial.

García tendrá que hacer frente a una orden de embargo ya que ha sido incapaz de reunir el dinero antes de la fecha límite, el 11 de noviembre de 2009. Aún así, al menos cuenta con el apoyo de los seguidores de la famosa saga, que han amagado con boicotear los museos y productos de Tintín, para desgracia de Rodwell.

Mientras tanto, los estudios de Hollywood se frotan las manos con la futura adaptación cinematográfica -a cargo del director de 'E.T.' y con Daniel Craig en el reparto- de las aventuras de Tintín, a los que Rodwell no ha tenido inconveniente de vender los derechos por un alto precio. Eso sí, siempre en defensa de la imagen del octagenario pelirrojo.

Fuente:
elmundo.es

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...