lunes, octubre 25, 2010

Cuando fuimos campeones

Mucho, más que mucho me ha gustado este adaptación cinematográfica del texto ganador del Pulitzer That Championship Season de Jason Miller, que se adapta su propio texto, su propia obra teatral , de gran recorrido en el Broadway de los 80 y en la taquilla de los cines yankis de mediados de esa década, que luego se ha visto adaptada de nuevo sin pena ni gloria en forma de película de bajo presupuesto para la TV, curiosamente dirigida por uno de los interpretes de esta ocasión, Paul Sorvino que además se reservó el papel de Entrenador, y que igualemente ha sido vista con mayor acierto en formato teatral en infinidad de ocasiones por Yankilandia.

Los populares productores de serie B, con su Cannon Films, Menahem Golan y Yoran Globus, le pusieron la tela a Miller para que hiciese una película, con mas de telefilme y mucho más de teatro que los films al uso en aquella época, y por supuesto con un enorme salto de calidad con respecto a las pelis de esta productora, que solían protagonizar los venerados Chuck Norris o Charles Bronson en su época de vengador callejero.

Y con todo ello surgió una historia que llegó al público mayoritario y que llamó la atención en su día por lo humano de su historia, poderosa revisitandola ahora, y por supuesto por el estupendo reparto al que arropa la siempre en su sitio banda sonora de Bill Conti.


Hace ya muchos años el modesto equipo de baloncesto del pueblo, ahora ciudad, fue el campeón absoluto del estado, rompiendo cualquier tipo de pronóstico, en un éxito sin precedentes que jamás se volvería a repetir.

Por aquello de celebrar los 25 años que han pasado desde esos maravillosos días, cuatro miembros de aquel equipo, amigos entonces y hoy, se reuniran con el que fuera su entrenador, con ganas de pasarlo bien recordando viejos momentos.

Todos ellos han tenido éxito posteriormente en sus vidas. Uno, George Sitkowski interpretado por Bruce Dern, es el alcalde actual de la ciudad, que ve peligrar su puesto en las inminentes elecciones al que apoyan otros dos de ellos, el poderoso y polémico empresario italoamericano Phil Romano que interpreta Paul Sorvino, y el hombre que corta el bacalao en Educación en la zona, James Daley interpretado por Stacy Keach. A ellos se unirá tras regresar al pueblo por este festejo el hermano pequeño de este último, Tom Daley interpretado por Martin Sheen, periodista de prestigio que marchó a triunfar en ciudades mas grandes.

Todos ellos se conocen y se quieren.

Todos ellos tienen sus secretos, sus rencores, sus miedos, sus sueños y sus envidias.

Todos ellos se iran abriendo a nosotros, que sabremos porque no ha venido a este aniversario un quinto jugador, añorado, y sobre el que pende un intrigante silencio , mientras asisitimos a una teatral puesta en escena, milimétrica, según los personajes evolucionan al ritmo que les marcan las revelaciones expulsadas por la bebida. Personajes moderados por un Entrenador al que da forma Robert Mitchum, padre, amigo, mentor y más de todos ellos, que ve como nosotros como lo que debería de ser un feliz día de aniversario se convierte inexorablemente en el fiel reflejo de unos hombres, de una sociedad, que vive en un sueño que nunca fué y que jamás será, pese al intento de algunos soñadores por evitarlo.

Puntuación:9/10
Estupendos interpretes para un estupendo texto dramático.

Teneis el trailer original aqui.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...